Tensión en el petróleo tras los ataques en Arabia Saudí: los precios llegan a registrar su mayor subida en tres décadas

El barril Brent sube un 10% tras llegar a avanzar un 20% a primeras horas

El Texas se acerca a los 60 dólares al repuntar un 10%, su mayor subida desde 2016

Trump dice que EE. UU. está “cargado y listo” para responder al ataque en Arabia Saudí

Convulsión en los precios del petróleo después de que un ataque coordinado con diez drones golpease el sábado el corazón de la industria petrolera de Arabia Saudí obligando al país a reducir su producción de crudo a la mitad. Tras ello, el barril de Brent de referencia en Europa amanece con paso firme tras llegar a repuntar cerca de un 20% en el mercado de futuros y firmar su mayor revalorización desde 1988. Mismo escenario vive el barril de West Texas de referencia en EE. UU., que ha llegado a subir hasta un 15% a primeras horas.

El ataque a varias instalaciones clave de la petrolera estatal Saudí Aramco -en Abqaiq, cerca de Damman, y en el yacimiento petrolero de Hijrat Jurais- ha puesto en alerta a los mercados de materias primas. El mercado teme una escasez de la producción y eso afecta negativamente a los precios. El Brent se mueve con alzas del 10% -las mayores desde la Guerra del Golfo en 1991- y supera los 66 dólares, mientras que el Texas se acerca a los 60 dólares con un repunte que ronda el 9% -el mayor desde 2016-.

Y es que, el ataque de este fin de semana ha frustrado la extracción de 5,7 millones de barriles de crudo por día, es decir, alrededor del 50% de la producción de Aramco. El ministro de Energía saudí, el príncipe Abdulaziz bin Salman, ha asegurado que esta reducción -que representa cerca del 5% de los suministros globales – se verá compensada a través de las reservas de la compañía.

Además del impacto en la economía y los suministros de crudo, el ataque ha dejado una profunda huella política, con EE. UU. responsabilizando a Irán, que respalda a los hutíes, y Riad asegurando que tiene la “voluntad y la capacidad” de responder a la agresión. Tras el apoyo firme a Arabia, el presidente de EEUU, Donald Trump, ha autorizado este domingo la liberación de petróleo de la Reserva Estratégica en una cantidad que está por determinar para estabilizar el mercado mundial de crudo.

“Como consecuencia del ataque a Arabia Saudí, que puede tener un impacto en los precios del petróleo, he autorizado la liberación de petróleo de la Reserva Estratégica de Petróleo, si es necesario, en una cantidad por determinar, pero suficiente para mantener los mercados bien abastecidos”, dijo Trump en su cuenta de Twitter.

¿Qué es la Reserva Estratégica de Petróleo?

La Reserva Estratégica de Petróleo, administrada por el Departamento de Energía, se encuentra en las costas de Texas y Louisiana y contiene actualmente cerca de 645 millones de barriles de petróleo. El ex secretario de Estado Henry Kissinger impulsó la creación del SPR en 1975, tras el embargo árabe de petróleo que elevó los precios del combustible y dañó la economía de Estados Unidos.

Según la legislación estadounidense, el presidente puede pedir una venta de emergencia del SPR en caso de que el país se enfrente a una interrupción del suministro que pueda amenazar la economía. Esta reserva se ha utilizado con ese fin en tres ocasiones, la última de ellas en 2011 en Libia.

El Secretario de Energía, Rick Perry, ha ordenado a su departamento trabajar en coordinación con la Agencia Internacional de la Energía (AIE) para poner en marcha una “acción colectiva global” para abastecer los mercados mundiales de petróleo.

El Economista – 16 de septiembre 2019